Páginas vistas en total

domingo, 7 de junio de 2015

EDUCOMUNICATE



En el mundo todas las personas somos diferentes y eso nos hace únicos, los cual no nos quita igualdad de condiciones.  Tenemos derecho hacer aceptados con cultura y tradiciones propias, la poca convergencia que existe en el mundo acerca de estos puntos antes mencionados es lo que provoca los conflictos más duros y sangrientos, afectando de manera grotesca la paz mundial que debería reinar entre todos.

La sentencia de Hans Kung de que no hay paz sin la paz religiosa, cobra vida en la actualidad, por eso el dialogo y la aceptación intercultural es de eminente ayuda para la búsqueda de consenso apoyo, comprensión, respeto e interés entre todos

Las personas somos humanos eso es lo que nos diferencia de los animales y por eso no podemos hallar nada inhumano asociado con lo divino.

Poner en práctica nuestra humanidad para apoyarnos en lo divino no es complicado el primero de los pasos es la búsqueda de la paz con dialogo, conocimiento y compresión para con los demás seres aunque no tengan nuestras mismas formas de pensar o profesen otra cultura

Después del dialogo todo lo demás es mano de Dios, para mi forma de pensar la voluntad, el interés y el raciocinio que el hombre le pone a la vida es la piedra principal, ya Dios con su divinidad va arreglando las cosas pero siempre de nuestra mano, es por eso que es imprescindible contar con su ayuda nunca ir lejos de él.

ESCRITO POR K.Q.G
DERECHOS RESERVADOS

1 comentario:

  1. Me ha encantado esta entrada. Felicidades y gracias por mostrar ese lado tan lindo de las cosas.

    ResponderEliminar